3 consejos para elegir tipografía para una estrategia de marketing

0
23

A la hora de implementar una estrategia de marketing, a la hora de fijarse en el diseño gráfico, una de las principales cosas que debes tener en cuenta es la tipografía, ya que esta es capaz de captar la atención de alguien y transmitir y reforzar el mensaje de una marca.

A continuación, te mostramos 3 consejos esenciales para que escojas la tipografía perfecta para que te decantes por la que mejor se adapte a tus necesidades y llegues a tener el éxito que toda empresa anhela.

1.- Fuentes fáciles de leer

A la hora de elegir una tipografía para una tienda online, esta tiene que ser fácil de leer. Para conseguir esto, existen varios factores: la forma en que las palabras están colocadas en la página, el diseño y cómo de bien están definidas las formas. Y es que hay fuentes que quedan muy bien en titulares pero no se leen tan bien en el cuerpo.

Las tipografías con serif son más fáciles de leer en el cuerpo de trabajos impresos y se han usado durante décadas, pero es, por eso, por lo que dan una mayor sensación de ser antiguas. Pero, ahora, lo que hay que tener en cuenta es el tamaño de las pantallas de ordenador y la resolución, por lo que, entonces, muchos diseñadores, para la creación de una tienda online, prefieren las letras sin serif, que tienen un aire mucho más moderno.

2.- Jerarquía visual

A la hora de diseñar el espacio de una tienda online, lo normal es que necesites dos fuentes: una para el titular y otra para el cuerpo. Con ello, lo que se pretende es crear una jerarquía visual que permita a quien lo vea, detectar rápidamente el contenido, identificar los elementos más importantes y entender cómo cada uno de ellos tiene relación con otros componentes de la página o pantalla. Y es que esto es primordial, porque son muchos los usuarios que suelen leer por encima los titulares y focalizar la lectura en lo que más le interesa en vez de leer todo el texto.

3.- Contrastes y elección de tamaño adecuado

Los contrastes de color son algo que influye directamente en la legibilidad de una fuente. Por eso, las letras de colores se deben reservar para titulares o textos en display. También, habría que tener en cuenta el tamaño de las fuentes, ya que este dependerá, básicamente, de la pantalla o soporte en el que el mensaje vaya a ser mostrado. De hecho, también es primordial el prestar atención al espacio que se deja entre cada línea de texto y al hecho de que se muestren en diferentes dispositivos (tablet, móvil u ordenador).