5 aspectos a tener en cuenta antes de decir “sí” a una nueva agencia

0
43

Empezar a trabajar dentro de una nueva agencia siempre es emocionante, ya que todo es nuevo relativamente, las personas con las que se hará equipo, las cuantas, los clientes, las reglas y los jefes. Pero antes de tomar la decisión de entrar a un nuevo lugar, hay que conocer algunos aspectos que aseguren el futuro profesional y no firmar el contrato al ahí se va.

Notas relacionadas:
3 nuevas y gratuitas maneras de promocionarse como diseñador
Ilustraciones feminista: la envidia de no tener pene
3 papelerías donde las mentes creativas encuentran material bueno, bonito y barato

Después de todo, las empresas corren el riesgo de irse a la ruina en cualquier momento, no importa si se trata de Facebook, de hecho, es más probable que así como te contraten te corran sin avisarte.

Antes de aceptar esa oferta de trabajo y decir adiós al freelance o dejar de ser NINI, aquí algunas cosas que considerar con mucho cuidado:
 
1. Estar convencidos.

Cuando se consigue la oferta de trabajo, hay que asegurarse de creer realmente en el producto y la empresa, ya que de ahora en adelante será un segundo hogar donde se pasará la mayor parte del tiempo, de ser preciso conocer a alguien interno para saber con anticipación el ambiente de trabajo que se maneja. Además de eso, que sea una empresa que sirva como referencia, genere experiencia y ofresca herramientas de trabajo de calidad.

Captura de pantalla 2014-09-03 a la(s) 15.20.55

2. ¿La paga es realmente buena o la justa?

A pesar de las largas horas y trabajo duro, un salario mínimo no ayudan a comprar esa casa, o un coche nuevo de lujo. Como cada freelancer sabe, la oferta de una “oportunidad” o las promesas de un puesto fijo son solo un poco mejor, es dinero seguro pero que no promete nada a futuro. Hay que investigar si hay la oportunidad de crecimiento y que la empresa no sea corrupta o negrera. La empresa no debe retrasarse en sus pagos de nómina. El sueldo debe ser equivalente a la experiencia.

3. Investigar antecedentes y situación actual.

Esto en caso de que la empresa se encuentre en focos rojos de deudas, falta de proyectos o entregas retrasadas, ya que a menudo, cuando entra alguien nuevo le dejan caer de la nada todo el trabajo pendiente. Es necesario preguntar los valores, misión y visión de la empresa para comprometerse del todo y creerle.

Captura de pantalla 2014-09-03 a la(s) 15.22.56

4. Buscar un diferenciador que proteja el trabajo

De ser necesario, antes de firmar el contrato hay que preguntar si los ingresos son fijos, los contratos están renovados y firmados, que ofrezcan un seguro de gastos médicos, aguinaldo y que cubra gastos extras. El respaldo laboral es primordial, pero el económico nunca está demás.

5. Que sea un lugar feliz y exitoso

Cuando crees en la empresa, todo sale mejor y se crece en conjunto, además de que la recompensa puede ser maravillosa. Tener en cuenta que sólo hay un Facebook y un Google, pero hay miles de nuevas empresas por ahí y el 95% de estas fracasan en los primeros seis a doce meses. El 5% prospera y es ahí en donde pudres entrar.

shutterstock_140076706