Compartir, , Google Plus, Pinterest,

Este artículo tiene 8,674 vistas

Imprimir

Posted in:

5 consejos de planning para diseñadores

La rama profesional del diseñador es muy dinámica y de resistencia, esta puede ser como un maratón o como una carrera sin lugar de inicio y de meta. Eso depende mucho de la manera en que se enfoque y planee la manera de trabajar con áreas como marketing.
Una de las mejores recomendaciones para desempeñar el trabajo como diseñador en cualquier área, es  mantener una estrecha relación con algunos tips que podrían hacer más agradables algunos días y etapas profesionales, así como más productivos.

1. Conoce o pregunta cómo es la audiencia. No es necesario que te conviertas en un insighter o un etnólogo consumado que sea un experto en teorías sociales y/o del comportamiento del consumidor, pero informarse sobre a quién te vas a dirigir ofrece una mejor idea de cómo hablar visualmente con tu mercado de consumo.

2. Define o trabaja sobre los  canales de comunicación que se tengan disponibles. Ya sean campañas 360, una mágica y exclusiva BTL o una explosión de medios ATL que te haga sentir como magante de los medios, aprovecha con lo que cuentas, busca la manera de adecuar el diseño al medio, no es un eufemismo para decirte: “ya deja… no te vueles…”, no, pero lo que es cierto es que las áreas cada vez se van unificando de una forma en que todos los campos van con la intención de unir fuerzas para aprovechar al máximo los recursos con que se cuentan.

3. Busca nutrirte con ideas de un brief (o boxbrief de ser posible ). Como diseñador muchas veces o casi siempre vas a trabajar de la mano con otros campos que intentaran “plasmar y ejecutar su idea con tus manos”, y no pelees con ello, mejor comparte ideas y peloteos que conviertan una idea en algo más entendible para todos.
Los briefs son una conocida herramienta que te pueden funcionar como “faros” que te guíen en el estruendoso mar de necesidades de los mercadólogos. Así como la idea de un boxfrief puede ser una idea muy estimulante para dar rienda suelta a las musas de la creatividad.

4. Enfoca la comunicación por art guides o style guides. Un ejercito sin uniforme en el campo de batalla va terminar por luchar de manera desorganizada y caótica. Por ello en el diseño, saber organizar y “uniformar” tus materiales con un  brandeo visual, llevado por art guides o style guides (que para el caso son lo mismo), te va facilitar la construcción de nuevos materiales y  solidificar el conglomerado de touch points de marca para que tengan sentido en la mente del consumidor. Y ello es debido a que el cerebro humano tiende a buscar secuencias y patrones, elementos que tengan consistencia entre ellos, es por ello que brandear desde los cimientos una marca, es como darle buenas “raíces” a un ser humano: le van a brindar bases con las cuales enfrentarse con el  mundo, con el mercado.

5. Mantén un orden lógico y entendible sobre los files de trabajo. La vida cotidiana del diseño viene llena de constantes cambios y ajustes que pueden ser la causa de altas ventas de “cafiaspirinas”, pero también se pueden prevenir los constantes dolores de cabeza al hacer más llevadero ese mundo (la negación no es opción); por medio de mantener un orden de trabajo y planeación aunque sea con el control de nuestro campo de batalla (desktop en el caso del diseño).
El diseño es una profesión que sin duda, requiere y se nutre de manera espectacular de la creatividad y generación de ideas, entre más geniales son las propuestas, mayor novedad pueden lograr y con ello diferenciación, pero también es una verdad que puede ser riesgoso andar por las nubes con miles de ideas sin ejecutar una de todas esas.

Para el diseñador, saber comprender ramas como el marketing y la publicidad es muy benéfico en su día con día, ya que se pueden agilizar los procesos, y el entendimiento sobre cómo resolver determinados proyectos se convierte en una tarea más ordenada y mejor enfocada.

No se trata de mecanizar y/o aniquilar el espíritu creador y rebosante de ideas creativas, es al contrario, brindar mayor campo a la concreción y optimización de métodos de trabajo.

Es curioso ver diseñadores con la necesidad de estar repitiendo archivos completos (caso verídico que me tocó ver de manera muy sorpresiva) y todo debido a no saber  la ubicación de unos simples archivos, o porque los elementos linkeados no se encuentran en ninguna parte (seguramente por esa mala costumbre de colocar imágenes “por lo mientras” o “tantito”  en el desktop o en carpetas que no corresponden)

Sin duda, mantener un orden y cuidado en la manera de trabajar, reflejará un mejoramiento en los procesos de trabajo y mejor aún: en la salud mental, monetaria (por aquello de las cafiaspirinas) y ejecuciones realizadas.

Compartir, , Google Plus, Pinterest,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *