6 movimientos profesionales que todo diseñador joven debe poner en marcha

0
25

Actualmente a los diseñadores jóvenes se les encasilla dentro de la generación millennials, adultos emergentes e incluso se les engloba dentro de una década en decadencia. Pero no todo es así, eso a pesar de que generaciones más arriba se formulen estereotipos erróneos por el simple hecho de haberse educado y formado dentro de una era digital y tecnológica.

Notas relacionadas:
6 lugares para encontrar vectores gratis
¿Qué colores son los indicados para vestir en una entrevista de trabajo? 7 consejos
Los 10 colores que más venden y atraen en publicidad

Bien dicen que las mejores experiencias tanto personales y profesionales se viven cuando se tienen veintitantos años o antes de los 35, ya que durante ese periodo, al salir de la universidad y pasar al mundo laboral, se aprende de todo y se define un camino que se seguirá a futuro.

Sin tener miedo de empezar desde abajo, lo importante es fijarse metas y cumplirlas. Lo recomendable es iniciar el proceso profesional desde que se está en la universidad, de esta manera posiblemente el recorrido se haga más corto.

Para quienes van iniciando su carrera como diseñadores y se encuentran dentro de su primer empleo, aquí les recomendamos una serie de movimientos inteligentes en lo laboral, para así triunfar y nunca dejar de aprender:

01. Tener una visión

Las personas que no saben a dónde quieren ir no pasan de donde están. Hay que dejar de soñar e imaginar el tipo de vida que se desea tener y realmente poner en marcha las ambiciones, de esta manera las oportunidades se irán presentando por sí solas gracias al esfuerzo aplicado.

shutterstock_142147984

02. Elegir un modelo a seguir

A pesar de ser jóvenes, actualmente se cuentan con los suficientes recursos a disposición para desarrollar y aprender nuevas cosas para esclarecer la visión. También es importante seguir a un líder preferido y querer ser así, de preferencia alguien del pasado o que ya haya muerto para indagar toda su vida a detalle.

03. Comenzar desde antes

Dentro de un mundo tan competitivo, la presión será aún mayor por querer ser el mejor. Hay que situarse en la realidad y centrarse en crear, descubrir y de cierta manera causar problemas. Se necesita explorar y no quedarse sentado detrás de un monitor, hay que desarrollar las habilidades que realmente se disfruten o las que se quieren aprender, tomar riesgos siempre o saberse comunicar, hay que comenzar antes de estar listo.

shutterstock_212400178-2

04. Elegir a los amigos sabiamente

En muchas ocasiones la personalidad que predomina es por las personas que nos rodean, si se es flojo, es probable que los amigos también, si llegas con olor alcohólico al trabajo los amigos también, todos son una versión de otros. Lo mejor es empezar a juntarse con personas que huelan el éxito y que compartan talento. Bien dice la frase: “Dime con quién te juntas y te diré quien eres”.

05. Aprender a ahorrar dinero

Queda claro que el primer trabajo nunca tiene el mejor sueldo del mundo, solo si se tiene suerte. Alcanza para lo justo y lo necesario, pero, para lograr un futuro seguro hay que saber administrarse y no abusar de las tarjetas de crédito. Ahorrar permite pasar de un trabajo a otro sin problemas, empezar un negocio propio o viajar por todo el mundo. Ahorrar se debe considerar como un regalo a uno mismo.

shutterstock_132478784

06. Definir un sistema de valores

Como diseñadores jóvenes, generalmente se escuchan reglas sobre el cómo se debería ser, cómo se debería vestir y lo que se debe de hacer, ya sea a través de la publicidad, los medios de comunicación, e incluso amigos. Esto implica responder algunas preguntas: ¿Qué es lo que creo y valoro? ¿Cómo quiero ser recordado? ¿Cuál será mi legado?.

Punto extra: Construir una personalidad en las diferentes plataformas digitales y los medios sociales. Todo el mundo está en línea, solo hay que aprender a utilizar las herramientas digitales disponibles, como LinkedIn, para conectarse y trabajar en la red con los empleadores potenciales, mentores y clientes.