7 colores a tener en cuenta en diseño de interiores

0
568

Por todos es sabido que los colores pueden evocar sentimientos y asociaciones, aunque no se sea consciente de ello. Es decir, los colores pueden tener un significado positivo y negativo, a la vez. Si trabajas en diseño gráfico; a continuación, te presentamos algunos de los colores a tener en cuenta así como su significado.

1.- Blanco

Es el color de la paz y de la pureza. Es, además, un color frío, silencioso y que crea sensación de infinito. En diseño de interiores, el blanco se usa para potenciar la luz natural del exterior, y así se amplían los espacios. Además, el blanco reaviva el tono de cualquier color con el que se le asocie.

2.- Azul

El azul es un color relajante y tranquilo. Las diferentes combinaciones con tonalidades de azul crean ambientes fríos y despejados, pero, también pueden equilibrarse con colores cálidos. Se utiliza este color en estancias que requieran una especial relajación. Eso sí, hay que evitar el utilizarlo en habitaciones frías y oscuras, comedores, entradas y escaleras.

3.- Rojo

El color rojo es el color de la vitalidad, del fuego, de la sangre y la pasión. Eso sí, en diseño de interiores, ten en cuenta que los colores intensos deben dosificarse en cantidades pequeñas. Una buena combinación se consigue combinando materiales como la madera o la piedra.

4.- Amarillo

Sin duda alguna, el amarillo es el color más luminoso, más cálido y más ardiente. Es el color primario que, tradicionalmente, se ha usado en la decoración de viviendas. Si los tonos amarillos se combinan con rojizos o anaranjados, aportan alegría y viveza a la estancia. Por otra parte, con verde, gana en frescura.

5.- Verde

El color verde es el más tranquilo y sedante y recuerda al frescor, la vegetación y el mundo natural. Si se le añade una cantidad discreta de azul, el verde deviene sobrio e invita a la reflexión. Si, por otra parte, se combina con amarillo, la luminosidad de este le da al verde una fuerza activa y soleada. El verde, refresca y agranda el espacio y crea una estancia tranquila.

6.- Negro

El negro es un color que se puede usar, con mucho acierto, en decoración. Eso sí, aunque sólo en casos muy especiales o en detalles complementarios, puesto que cuando abunda mucho este color, da la sensación de negatividad. Aunque, si se usa con buen criterio, transfiere elegancia a la estancia.

7.- Naranja

El color naranja tiene una fuerza activa, radiante y expansiva. Dicho color, realza el mobiliario y los complementos y da, a las estancias, una sensación de calidez, bienestar y recogimiento. Eso sí, necesita de colores fríos (como verdes y azules) para crear contraste y equilibrio.