#DíaDeLaBandera: el error de diseño que siempre ha tenido el lábaro de México

0
240

Este día se festeja el Día de la bandera de México, la cual representa uno de los símbolos patrios de mayor solemnidad y que posee entre sus componentes el escudo nacional, el cual también ostenta una importancia mayúscula.

Acerca del diseño de este elemento se pueden decir muchas cosas, desde el significado de sus colores hasta sus proporciones y otras características que han sido ampliamente estudiadas y analizadas, pero lo que poco se había dicho es acerca de este importante elemento representativo de la mexicanidad  es que en su estructura  contiene un error que, si bien es poco perceptible, sí se aleja de una correcta representación visual.

El error está, de hecho, en el escudo nacional que se encuentra al centro de la bandera y fue descubierto tras una estudio realizado por las investigadoras Maria de Lourdes Aguilar Enríquez y Socorro de la Paz Pérez Olvera, quienes descubrieron que los olivos  que se ilustran en este importante símbolo nacional no corresponden con la forma que esta espece de la flora posee en la realidad.

El estudio realizado por estas investigadoras se titula  “La flora del escudo nacional mexicano” y a través suyo fue posible determinar   que desde el año de 1823 existía, al  menos, esa porción del diseño contenida en una moneda acuñada en aquella época. Después se retomó esta misma imagen para un sello durante la década de 1930 y fue hacia 1959 que se incorporó al diseño oficial del escudo mexicano.

A diferencia de la especie verdadera, que entrecruza sus hojas puntiagudas, los laureles contenidos en el escudo mexicano poseen distintas  puntas curvadas a lo largo de una sola hoja. Este detalle se puede apreciar junto con las cactáceas que conforman el resto del escudo, donde además se encuentran tanto el águila como la serpiente que también son representativas del escudo mexicano.

Instagram

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar

Guardar