El diseño de: “al fondo a la derecha”

0
4

Nuestras utilidades se distribuyen en los costos fijos y variables. El primero incluye lo que es los servicios de donde vives. Agua, luz, gas, cable, internet, predial, renta….etc.

Es el mantenimiento del inmueble para que nada más tengas techo donde vivir. El segundo es el todo ambiente que influya que por lo menos tengas para sobrevivir. Si no tienes los costos variables es que no tienes fijos y viceversa.

Ambos forman parte de la burbuja de los pasivos (deudas). Los activos es toda tu utilidad bruta. Para poder aterrizar en la utilidad neta tuviste que haber desecho de esos dos costos primeramente mencionados.

Es día último del mes, en el que recibes el 100% de tu iguala, sueldo, bonificación o lo que sea. No va a ser el 100% de tu ganancia pues al ir pagando tus deudas. A final del día o dos días después te queda el 30% o 40% de tu utilidad.

Los hobbies (no Hobbits) cuestan. Si te quieres ir a la tirolesa o al parapente lo debes de administrar entre ese 30% o 40% que te queda para el resto de los días. O si eres Freelancer, pues hasta que el cliente deje de jinetear la lana te va a pagar.

Por lo menos yo, soy de los que les encanta comer fuera. Degustar platillos con un factor sorpresa. Aromas y fragancias inesperadas muy bien equilibradas.

Algo en el sabor del platillo que te haga regresar a ese lugar y que hasta ofrecer mis servicios gratis como asesor de marca. La neta si. A veces si lo he pensado.

Últimamente me he acercado a lugares que jamás había visitado. Hacía dos años que era un lugar distinto y de pronto me lo cambiaron por algo más hipster o in. Dentro del ambiente comer un buen plato con la descripción anterior, si algo que me fascina y encanta es el interiorismo de los sanitarios.

Como diseñador estratégico es complicado que el interiorista del restaurante haga un ambiente porfiriano y en el baño tenga aspectos góticos. Cuando la fachada es Art déco.

Llámenlo como un fetiche. No importa, pero me encanta que el sanitario, obviamente limpios tengan esa grandeza de factor sorpresa. La creatividad del depósito del jabón liquida o de espuma. La pared y espejos. Las manijas y grifo. Los lavabos.

Les confieso que a veces no tengo la razón de ir a esa íntima área, pero para que nadie me cuente; sin embargo yo si, entro a criticar y a buscar ese factor sorprendente que me hace tomar una foto.

Se imaginan bloques o ladrillos como lavabo. La pared, en vez de pintarla, ¿por qué no ponerle calcas (calcomanías) de los 60’s. ¿para que invertir en espejos novedosos importados del parque Lincoln de Polanco? Número uno, ahí no hacen espejos pues porqué es un parque y dos no existe el termino importación cuando es comercio doméstico. Número dos, cuando tienes tiraderos o bazares de antigüedades; o mejor dicho –seguro tu abuelita ya no va a usar esos espejos.

Con mentalidad creativa, sustentable y con optimización económica se puede a tener un espacio de alto rendimiento y de gran placer visual y funcional. Por cierto ¿alguien había escrito sobre los baños antes? Perdón, pero feliz inicio de semana.