El plagio de una ilustración que se convirtió en meme: “This is Fine” 🐶🔥

0
167
La historia detrás del meme This is Fine, en realidad es un caso de plagio que su autor rescató del anónimato, y que además lanzó una segunda parte.
Foto: http://gunshowcomic.com

Todos conocemos el meme This is Fine (esto está bien), en la que se muestra un perrito que está envuelto en llamas, pero está tranquilo y sonriente mientras bebe café. Esta pequeña historieta de dos cuadros en realidad pertenece a una más grande, que sólo se viralizó la primera parte y que se convirtió en un una historia de plagio que el autor supo recuperar.

Quizá te interese: Memegrafías, el ilustrador que realiza monografías de temas en tendencia.

En realidad el cómic se titula “On Fire” y fue realizado por KC Green en enero de 2013; está protagonizada por Question Hound, consta de seis viñetas y refleja la situación en la que se encontraba el artista al momento de crearla, puesto que en ese momento iniciaba un tratamiento con antidepresivos, por lo que de alguna manera se le ocurrieron esas líneas que ilustró con el perro, que también utilizaba para las situaciones autobiográficas.

null

null

En muchos casos, el origen de los memes es irreconocible y pasa a formar parte del colectivo; cosa que Green aceptó conforme vio crecer la popularidad de su historieta, pero en 2016 un incidente lo hizo cambiar de opinión.

En julio de ese año el Partido Republicano utilizó las viñetas para opinar sobre la Convención Nacional Demócrata en Filadelfia, por lo que Green reaccionó de inmediato a ello y solicitó que eliminaran su “estúpida publicación” y no involucraran su nombre en ello.

Tras dicho argumento, el sitio especializado en caricatura política The Nib, contestó el tweet del Partido Republicano con una ilustración realizada por el propio Green en la que se mofaba del organismo político al más puro estilo de “This is Fine”.

Es así como se le empezó a dar reconocimiento a KC Green sobre la historieta, pero el autor realizó una segunda parte con la actualización de sus emociones sobre el incidente. En ésta se muestra al perro de la primera historieta a punto de decir su famosa línea cuando éste reacciona y grita que “no está bien” mientras apaga el incendio.

null

null

El cómic también se publicó en The Nib y es el esfuerzo de Green para expresar que hay que actuar ante las eventualidades que ocurren a nuestro alrededor. Por ello comenzó a solicitar los derechos sobre su ilustración y no dejarlos pasar.

En una entrevista para el medio Vulture expresó que los derechos de autor deben respetarse puesto que la gente toma esas autorías sin importarles y cuando se les solicita el reconocimiento sólo expresan que “no es tan importante, pero sí lo fue cuando lo usaron […] el humor es una herramienta tan grande e importante que nadie toma en serio”.

Actualmente defiende la autoría de su ilustración en casos en los que intentan lucrar con ella, aunque también entiende que la viralización de ésta la mandó a un lugar del que no puede sacarse, pero sí reconocerse.