¿En qué consiste el éxito de una agencia creativa? El caso Foic Lecanda

0
220

Creatividad, actitud, experiencia e integración de tecnología son elementos fundamentales para el éxito de una agencia creativa; pero en Foic Lecanda el capital humano es lo básico, lo principal, algo único.

El éxito de los creativos visuales mexicanos es una realidad innegable y ejemplos de ello se pueden apreciar en múltiples espacios. Basta con indagar un poco para darse cuenta de los enormes alcances que las mentes y manos de este país tienen en ámbitos variados.

Esta aseveración adquiere forma y sentido cuando revisamos el trabajo que se realiza en las agencias creativas desde hace mucho tiempo y ello nos hace entender por qué en este año a la ciudad de México se le considera el centro mundial del diseño.

Para conocer a fondo la realidad y auge que vive el diseño gráfico mexicano platicamos con Alejandro Lecanda, CEO de la agencia Foic Lecanda quien asegura que el capital humano es el elemento más importante de su éxito.

“Las personas somos el centro del mundo, de la cultura y la comunicación y en nuestra agencia así lo vemos y consideramos: las personas son nuestro más grande valor; de lo que estamos hechos; de donde salen nuestras ideas y hacia donde nos dirigimos.

Todos empatamos en la parte humana y bajo esos términos nos entendemos con los clientes, los proyectos y el mercado mismo.

Así nació nuestra frase “dejamos una marca en el corazón” ya que a partir de ideas estratégicas y con una explosión de creatividad logramos que la gente capte algo que llegue a lo más profundo de las personas y se tenga siempre latente.

En el contexto actual las marcas deben establecer conversaciones sobre su filosofía, servicios y productos con los participantes de un mercado siempre cambiante, dinámico y vivo; sólo así pueden lograr conexiones afectivas y efectivas”.

Las experiencias de trabajo significativas son capaces de apuntalar el esfuerzo y ofrecer resultados palpables, como ejemplo menciona sus propia experiencia por más de tres décadas en Foic Lecanda: “Somos una compañía relativamente joven, hemos vivido todo tipo de experiencias que nos han formado y robustecido.

Cuando Foic Lecanda nació, el diseño gráfico era un oficio que requería de las mismas habilidades creativas pero con muy distintas herramientas para darles vida. Entonces carecíamos de experiencia, pero teníamos la juventud, actitud y creatividad para empezar a forjarnos.

En buena medida haber vivido la evolución tecnológica que transformó al mundo del diseño –iniciado de una forma casi artesanal- nos ha permitido apreciar las herramientas de forma distinta ya que facilitan el trabajo y permiten que más gente se acerque al diseño, sin perder de vista los pilares de la creatividad, las buenas ideas, una calidad excepcional y el mejor servicio al cliente, mismos que se mantienen desde que se fundó la compañía.

Nos hicimos del equipo tecnológico y humano más adecuado para cubrir con las expectativas y necesidades de nuestros socios comerciales; esto ayudó a lograr el crecimiento vertical que buscábamos, permitiéndonos manejar, resolver y controlar la calidad, costos y tiempos de nuestros entregables. Todo in-house.

Y si bien es cierto que la tecnología debe ser una herramienta fundamental en la labor de toda agencia creativa, el contar con bases metodológicas y técnicas tradicionales sólidas es medular.

“Estos fundamentos aunque parecen básicos parecen estar perdiendo vigencia en las nuevas generaciones y es algo que hace que nuestra compañía gane preferencia entre nuestros socios comerciales”. Desarrollamos nuestras propias herramientas creativas y procesos; como BRAND GRID, MADI, CREATOON, BRAND LANDSCAPE, etcétera, que nos permiten abordar cada proyecto como único entendiéndolo por completo para iniciar por su raíz y llegar a sus frutos, pero sin la problemática de una curva de aprendizaje.

Haciendo historia…..Foic Lecanda surgió a mediados de la década de los 80’s a iniciativa de Federico Ortiz-Izquierdo (Foic) y Alejandro Lecanda. A la muerte de Federico, Alejandro se quedó al frente del proyecto y se encontró con la disyuntiva de seguir el camino trazado hasta ese momento o innovar:

“Definitivamente desde el momento en que FOIC nos dejó la compañía tomó un rumbo distinto y nos tuvimos que reinventar. Ese evento ha marcado un antes y un después en nuestro desarrollo y perspectivas. Optamos por la innovación y con el paso de los años se ha logrado consolidar el proyecto, donde existen distintos indicadores, uno de ellos -por supuesto- colocarnos por cuatro años consecutivos en el primer lugar del Ranking anual de agencias creativas de Paredro”.

Nuestro entrevistado reflexiona acerca de la labor de 34 años:

“En cuestión de clientes somos afortunados en contar con relaciones de más de treinta años, colaborando con ejecutivos que nos han dado su confianza incluso antes de que la compañía se formara legalmente. Intentamos ser socios comerciales más allá de simples proveedores. Nos sentimos comprometidos en generar y cuidar cada marca como nuestra. Esta actitud ha derivado en encontrar áreas de oportunidad que incluso el mismo cliente no tenía en el radar, lo cual se traduce en una experiencia de marca consistente, una oportunidad de negocio para nosotros y en hallazgos que incluso han beneficiado a otros proveedores y que al final han servido para construir un mejor branding de nuestras marcas”.

En 2017 dejamos atrás nuestra “arquitectura” anterior para dar paso a unas nuevas oficinas colaborativas, donde se vive una energía diferente, inspiradora y fresca para nuestros más de cien integrantes. Espacios abiertos para llenar de fuerza y alentar la interacción entre los equipos de diseño, directivos, producción, digitales, administración y facturación, considerando también áreas lúdicas y de descanso. Todo esto resultado de lo que nuestras 4 generaciones hoy requieren, hablando desde Boomers hasta Generación Z.

Buscamos construir en cada relación un acuerdo ganar-ganar permitiendo así funcionar casi orgánicamente”, concluye Alejandro Lecanda.