Error de diseño: pasajeros del Metrobús de Reforma no cabrán de pie

0
65

La nueva Ruta 7 del Metrobús que correrá sobre el Paseo de la Reforma de la  Ciudad de México parece no estar diseñada para las necesidades de transporte de esta zona de la capital mexicana y un ejemplo de ello se puede apreciar en los modelos de autobús que ya han sido presentados, los cuales, muestran algunas dificultades de diseño.

La más preocupante de estos problemas es que en el segundo nivel la altura es reducida, no mayor a a 1.7 metros, lo que generará incomodidad en aquellos pasajeros que sobrepasen esta estatura y no alcancen a viajar sentados. Por otra parte, para acceder al nivel superior del vehículo sólo se dispone de una angosta escalera, lo cual generará dificultades en el ascenso y descenso de pasajeros.

Twitter

Algunas voces han señalado que este tipo de vehículos, si bien ofrecen un aspecto cosmopolita, no son la opción para una avenida como Reforma, por la que correrá principalmente. Y es que este diseño de autobús se originó en Londres, Reino Unido, donde las calles angostas de aquella ciudad orillaron a este modelo de transporte.

El jefe de gobierno de la Ciudad de México, Miguel Ángel Mancera, informó durante la presentación de los buses que cada uno de ellos transportará hasta 130 pasajeros y permitirá que siete de cada diez puedan viajar sentados, sin embargo, casi todos las personas de pie tendrán que permanecer en la parte de arriba.

Un video a dado a conocer por el canal de Youtube Videosenterado muestra un recorrido por el interior de uno de los autobuses, ahí se constata lo reducido de las dimensiones del vehículo:

Se dice que las autoridades de la capital mexicana insistieron en el vistoso y atractivo diseño de autobuses de dos niveles sólo por el aspecto turístico que adquiriría la clásica y transitada avenida Reforma, sin duda la más importante de la ciudad. La realidad es que la construcción de esta obra que correrá desde la zona de Indios Verdes, en el norte de la urbe, hasta el Auditorio, en el poniente, deberá satisfacer una demanda muy vasta de transporte urbano que actualmente se ve sobrepasada.

El asunto de un mal diseño de los autobuses que correrán en la nueva ruta del Metrobús se suma a la reciente polémica que vecinos de la zona han provocado por probables daños al patrimonio histórico que esta avenida, inaugurada en 1867 por el emperador Maximiliano de Hasburgo, sufriría, incluso se llegó, hace una semanas,  a la suspensión temporal de la obra, ordenada por un juez.

Después, grupos de ciclistas han demandado que se garantice la seguridad de los viajantes en este vehículo ligero y la acotación adecuada de un carril exclusivo.