Misik te pone tu ‘sonidero’ para este Guadalupe-Reyes

59
Este producto de Misik te ayudará a crear el mejor ‘sonidero’ con amigos y familiares durante las fiestas de la temporada Guadalupe-Reyes.

En México, las fiestas decembrinas son significado de un “maratón” denominado Guadalupe-Reyes, pues se refiere a todos los eventos familiares y de amistad que se contemplan entre el 12 de diciembre -día de la Virgen de Guadalupe- y el 6 de enero -día de los Reyes Magos-. Durante este periodo, es común ver en las calles y hogares del país el típico ‘sonidero’ que engloba grandes fiestas musicales y de afluencia.

Es una tradicional, por ejemplo, ver grandes peregrinaciones camino a la Basílica de Guadalupe, en la Alcaldía Gustavo A. Madero; seguido de las famosas posadas navideñas, entre el 16 y 24 de diciembre; la esperada cena y la llegada de Santa Claus, el 24 y 25; las bromas cada vez más originales del Día de los Santos Inocentes, el 28; la cena de fin de año y la llegada de un nuevo ciclo, el 32 de diciembre y 1 de enero; y finalmente la rosca del Día de Reyes.

Arma tu ‘sonidero’ en este Guadalupe-Reyes con Misik

Algo que caracteriza a los mexicanos en todas partes del mundo es la fiesta, pues siempre se busca un motivo que celebrar y en grande, ya sean fiestas familiares, cumpleaños o logros personales, como graduaciones y creencias religiosas, como son bodas, XV años y bautizos.

De hecho, son este tipo de ocasiones en las que se se usan mayormente los salones o jardínes de fiestas, pero sobre todo, las calles y vías públicas. Es justamente este tipo de “improvisación” al que se le conoce como “sonidero”, pues el cierre de arterias y la colaboración vecinal durante los eventos hace que el audio se vuelva un factor clave para “retumbar” con pasíón y alegría.

Por ello, contemplando que se acercan las fiestas, Misik tiene un catálogo amplio de bocinas y bafles que ayudarán a extender la música con calidad en cada rincón de tu comunidad, para que ningún invitado o vecino quede fuera a la hora de cantar villancicos, pedir posada, pegarle a la piñata y cantar a todo pulmón.