Planeación creativa para tus proyectos en 5 pasos

0
3009

La creatividd visual es la esencia y materia prima de actividades como el marketing. Desarrollar productos para atraer a al público es posible si sigues estas recomendaciones que vamos a recordarte.

1. Conoce o pregunta cómo es la audiencia
No es necesario que te conviertas en un experto en teorías sociales y/o del comportamiento del consumidor, pero informarse sobre a quién te vas a dirigir ofrece una mejor idea de cómo hablar visualmente con tu mercado de consumo.

2. Trabaja sobre los canales de comunicación disponibles
Sea cual sea el producto creativo que elabores, provecha con lo que cuentas, busca la manera de adecuar el diseño al medio, las áreas cada vez se van unificando de una forma en que todos los campos van con la intención de unir fuerzas para aprovechar al máximo los recursos con que se cuentan.

3. Busca nutrirte con ideas de un brief
Como diseñador muchas veces o casi siempre vas a trabajar de la mano con otros campos que intentaran “plasmar y ejecutar su idea con tus manos”, y no pelees con ello, mejor comparte ideas y peloteos que conviertan una idea en algo más entendible para todos.
Los briefs son una conocida herramienta que te pueden funcionar como “faros” que te guíen en el estruendoso mar de necesidades de los mercadólogos. Así como la idea de un boxfrief puede ser una idea muy estimulante para dar rienda suelta a las musas de la creatividad.

4. Enfoca la comunicación por art guides o style guides
En el diseño, saber organizar y “uniformar” tus materiales con un brandeo visual, llevado por art guides o style guides (que para el caso son lo mismo), te va facilitar la construcción de nuevos materiales y solidificar el conglomerado de touch points de marca para que tengan sentido en la mente del consumidor. Y ello es debido a que el cerebro humano tiende a buscar secuencias y patrones, elementos que tengan consistencia entre ellos, es por ello que brandear desde los cimientos una marca, es como darle buenas “raíces” a un ser humano: le van a brindar bases con las cuales enfrentarse con el mundo, con el mercado.

5. Mantén un orden lógico y entendible
La vida cotidiana del diseño viene llena de constantes cambios y ajustes que pueden ser la causa de altas ventas de “cafiaspirinas”, pero también se pueden prevenir los constantes dolores de cabeza al hacer más llevadero ese mundo (la negación no es opción); por medio de mantener un orden de trabajo y planeación aunque sea con el control de nuestro campo de batalla (desktop en el caso del diseño).
El diseño es una profesión que sin duda, requiere y se nutre de manera espectacular de la creatividad y generación de ideas, entre más geniales son las propuestas, mayor novedad pueden lograr y con ello diferenciación, pero también es una verdad que puede ser riesgoso andar por las nubes con miles de ideas sin ejecutar una de todas esas.