Proceso para desarrollar el pensamiento creativo

0
1251

Méxcio D.F.- Hemos oido hablar de procesos que hacen eficientes diversas cuestiones empresariales, procesos administrativos que relacionan una serie de pasos a las formulaciones lógicas del entendimiento eficaz de las organizaciones, sin embargo el proceso creativo puede entablar un sin fin de cuestiones reevantes para desarrollar pensamientos innovadores.

Notas relacionadas:
¿La creatividad nace de los mercadólogos o de los diseñadores?
Administrar la creatividad con sentido de negocio
Los 10 mandamientos del director creativo en 2013
Brainstorming, el detonador creativo

El desarrollo del pensamiento creativo es muy importante para formular estrategias gráficas que postulan elementos que ayudan a las organizaciones no solo a publicitarse sino también a formular cuestiones de identidad y desarrollo de nuevas y mejores estrategias que formulan propuestas en el fortalecimiento de mensajes.

A todos los que creen que el diseño gráfico es hacer dibujitos están en un gran error, deben entender antes que nada, que el diseño busca solucionar problemas que generan impactos en un entorno.

El proceso creativo varía mucho conforme a las necesidades de los diseñadores, sin embargo, es importante:

1.- Recibir la información.- Se necesita hacer la descripción de la situación o del problema, este briefing por lo regularmente lo brindan los clientes, sin embrago es importante también conocer las ideas de los clientes de tus clientes, dicho de otro modo, el usuario final.

2.- Brainstorming.- Se desarrollan las ideas analizando el micro y el macro ambiente que conllevan a la formulación de estrategias que impacten a un entorno.

3.- Intuición.- Con las ideas en el punto pasado, se deberán percibir cuáles son las mejores de ellas para poder conceptualizar poco a poco estrategias ante los recursos posibles.

4.- Desarrollo de ideas.- Es hacer tangibles todas las buenas ideas y aterrizarlas a la producción y tener un sustento estratégico ante los objetivos del proyecto.

5.- Validar información.- Identificar si la relación es la adecuada entre la idea y los obejtivos, esto se evalúa conforme a la interacción que brinda el proyecto y los usuarios.

Ser creativo es una experiencia formidable, desarrollar creatividad con un proceso es una experiencia administrativa formidable.