¿Quieres remodelar un inmueble? Antes de empezar, debes seguir estos pasos fundamentales

0
173

Si hay una ventaja que se puede destacar de los bienes raíces, además de su seguridad como proyecto de inversión, es su flexibilidad. Las personas no solo pueden elegir si comprar o construir un inmueble. Cada una de las opciones de hecho presenta ventajas y desventajas que podrán atraer a diferentes tipos de compradores. Por supuesto, esta flexibilidad no se limita solo a este primer acercamiento inicial. De hecho puede extenderse a otras etapas.

Quizá te interese: Venden en 120 mil dólares una obra de arte que consiste en un plátano pegado con cinta.

En específico, los bienes raíces son muy flexibles porque se pueden remodelar. Si una persona no está totalmente satisfecha con un edificio, lo puede modificar para adaptarlo como mejor le parezca. Incluso está la posibilidad de cambiar un proyecto comercial y volverlo una vivienda. Sin embargo, según Marcela Hinojosa, broker de REMAX Adelanto en CDMX, estos procesos no son sencillos. Si no se siguen los siguientes pasos, pueden tener resultados catastróficos:

Tener varias reuniones con las partes involucradas en la remodelación del inmueble

La experta de RE/MAX apunta que debe quedar muy claro entre el dueño y el contratista o arquitecto cuál es el propósito del proyecto, así como gustos, ideas preconcebidas, etcétera. De esta forma, se podrá tener el control, así como evitar ajustes o imprevistos importantes.

Hacer un diagnóstico inicial

Antes siquiera de empezar con los trabajos, es fundamental tener en claro la condición del inmueble. Hay que tener en cuenta estado de instalaciones hidrosanitarias, herrajes, cuartos, accesorios, etcétera. Así se pueden identificar posibilidades de ahorro mediante reciclaje.

Definir el presupuesto de la remodelación del inmueble

Según la experta de RE/MAX, si bien la gran mayoría de las personas en la industria son profesionales, habrá quienes quieran sacar ganancias extra a expensas de los clientes. Desde un inicio hay que dejar en claro cuál es el costo deseado de la operación, para eliminar gastos que sean innecesarios.

Firmar siempre un contrato de servicios

De nuevo, no todas las personas en la industria son buena gente. Antes de iniciar con los cambios al inmueble, hay que establecer un documento legal donde se describan puntos clave. Por ejemplo, responsabilidades de trabajadores, presupuestos, tiempos y garantías.

Tener una carta de finiquito cuando se entregue el inmueble

De acuerdo con la experta de RE/MAX, así como hay que formar antes de empezar, también es crucial tener un documento legal que avale las condiciones de cierre del servicio. En este instrumento, hay que especificar garantías por fallos de materiales, así como vicios ocultos. Así se podrá dar un cierre exitoso al proyecto.