4 tips para tu primer año como ilustrador freelance

0
2252

Empezar una carrera como ilustrador freelance es una decisión muy emocionante pero que también puede resultar estresante en altos niveles, sobre todo en los primeros 12 meses. Dominar el arte de la ilustración es lo principal, pero ahora tienes que lidiar con todos los desafíos que se te presenten al administrar tu propia fuente de empleo. Por lo que aquí te dejamos 4 tips para tu primer año como ilustrador freelance.

1. La organización es clave

Organiza todo lo que tenga que ver con tu contabilidad, en caso de que no quieras contratar a un profesional puedes optar por algún software de contabilidad en línea que te ayude con esta labor. No olvides guardar todos tus recibos y facturas.

Es importante que organices el tiempo que inviertes en cada uno de tus proyectos, sobre todo porque te van a pagar por tu tiempo.

Otro tema que tiene que ver con la organización es el tema de los contratos, si comienza a enviar contratos por cada proyecto puedes negociar una tarifa de cierre para cuando un proyecto no funciona y no te dejen sin tu pago por ello.

2.  No olvides tus proyectos personales

Ahora que comienzas tu carrera como freelance vas a sentir que no tienes tiempo de desarrollar tus proyectos personales por estar buscando clientes, organizar tu nuevo negocio y cumplir con lo proyectos. Pero es necesario que te hagas un espacio y trabaja en ellos.

¿Por qué? Porque tus proyectos personales son los más importantes para hacer crecer tu portafolio creativo y así conseguir una buena cartera de clientes. Además con estas ilustraciones tan personales y de temas que te apasionan puedes generar interés al sector que busca lo que a ti te gusta hacer. Lo que nos lleva al siguiente punto

3. Haz lo que te apasiona

Es importante que te mantengas fiel a tu propio estilo, aún cuando estés adoptando nuevas tendencias. Si haces lo que disfrutas y creas mucho trabajo, tarde o temprano se verá reflejado en tu éxito profesional.

Experimentar también puede ser divertido y puedes encontrar en otros estilos algo que sume al tuyo y te genere más clientes potenciales.

4. No te preocupes si aún tienes un trabajo fijo

Cuando empiezas en el mundo del ilustrador independiente es común que aún tengas que mantener un trabajo fijo, sobre todo si hay cuentas que pagar. Es imposible pasar directamente al freelance, así que tómate tu tiempo y ve a tu paso.

Noticias relacionadas:

5 consejos para atraer clientes si eres diseñador freelance
¿El diseño freelance a tiempo completo es para ti? Con estas 5 preguntas lo sabrás
Los 5 hábitos que te harán un gran ilustrador