Los diseños agradables y funcionales hacen más felices a las personas

0
67

Recientemente un estudio elaborado por la compañía tecnológica HTC, presentó en el marco del evento Mobile World Congress, resultados que demuestran que las personas se sienten más felices y alegres al tener entre sus manos, observar y utilizar objetos agradables a la vista y que además funcionen de manera rápida y segura.

Notas relacionadas:
Un buen diseño es bueno para los negocios
5 reglas sobre el diseño en punto de venta
El diseño en el visual merchandising

Otro dato curioso que se presentó durante este estudio, es que el estado mental tranquilo y alegre si influye en el rendimiento de las actividades creativas durante el trabajo y para la captación mejor de las cosas.

El estudio aplicado, se realizó con 2,177 personas de siente países diferentes a los que a través del control del ritmo cardiaco, el pulso y la sudación se pusieron algunas pruebas de destreza y creatividad para llegar a los resultados.

El resultado final demostró que los diseños llamativos, bonitos y funcionales estimulan la tranquilidad y la alegría, pero reducen la irritación y el enojo en un 29% de los casos. Los diseños que son funcionales pero que no cuentan con diseños atractivos, incrementan la apatía y deprimen en un 23% de los involucrados, además eso, la creatividad se atrofia en un 45%.

El doctor Simon Moore, psicólogo y director de gestión del comportamiento “Innovation Bubble“, explica que entre los participantes, la mayoría coloca sobre su espacio de trabajo objetos agradables como postales, fotos, souvenirs, lo cual es considerado como “víctima emocional”.

“Esta investigación ha puesto de manifiesto un hecho muy interesante: el buen diseño te hace feliz. Por lo tanto, cuando diseñamos un objeto cotidiano como el HTC One, y éste es aplaudido por el público, sabemos que hemos hecho lo correcto, y que hemos diseñado un teléfono que los consumidores realmente quieren” asegura Claude Zellweger, diseñador en jefe en HTC.

Para diseñar de manera adecuada, el doctor encargado del estudio, recomienda seguir los siguientes seis consejos:

1. Tener un buen amigo en el trabajo, aquel que nos pueda hacer reír y hacernos sentir un poco más tranquilos en momentos estresantes.
2.- Tener un poco de color en los espacios de trabajo . Utilizar luz natural o tonos claros puede aumentar el bienestar.
3.- Siempre sonreír. Los adultos sonreímos bastante menos que los niños, algo que nos ayudaría a ver el lado positivo de las cosas.
4.- Aceptarse tal cual y que no todos vemos la vida del mismo color.
5.- Ser pro-activos. Moverse ayuda a ser más creativo.
6.- Rodearse de cosas bien diseñadas. Eso hace sentir alegría y trabajar mejor.